Visitantes recientes

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Seguidores

viernes, 7 de octubre de 2011

Discurso de Steve jobs en Stanford (subtitulado)


Este es el discurso que Steve Jobs pronunció en la Universidad de Stanford con subtítulos en español.




Que ignorante estuve de tu existir , tal vez como tú;que cuando te hablaron por primera vez de tu páncreas enfermo ni sabias que existía ni que cosa era; no sabias que lo tenías ,alguna vez escuche tu nombre y le reste importancia más admiré tu producto , y te ignoré, disfruto y gozo del servicio de tu genio;ahora te vengo a conocer cuando estas muerto físicamente y a través de este bello discurso me estremecí de la pasión y devoción por tu gran  tu amor ,es verdad que no tengo el renombre de tu persona ,mas soy dichosa,amo  lo que hago,enseñar. compartir los dones que Dios me brindó me da la plenitud en la vida sobre la tierra,soy mayor que tú que me llevas la delantera con tu partida ; tus palabras no solo han dado aliento a los jóvenes sino a los que seguimos en la lucha con lo que amamos y guerreamos .
Gracias que Dios te tenga en su gloria.
Adela
El mago de la tecnología concentró el tiempo que le quedaba en su familia y en la
 presentación del último iPhone
EMILI J. BLASCO / WASHINGTON
Día 08/10/2011
Steve Jobs había aconsejado no dejar la vida propia en manos de otros, y eso es
 lo que hizo en sus últimas semanas antes de morir. A pesar del interés de muchos
 de poder saludarle desde que el pasado mes de febrero comenzó a trascender entre
 sus conocidos de que tenía perdida la batalla contra el cáncer, limitó el número de
contactos a las personas que realmente deseaba ver y se concentró en dedicar tiemp
o a su familia. Mientras en todo el mundo siguieron ayer las manifestaciones de
admiración por la persona y el legado de Jobs, las acciones de Apple se mostraron a la
 expectativa de un futuro con cauce marcado pero no del todo escrito.
Entre las últimas cosas que hizo el genio de la manzana mordida fue dar consejos para
la presentación del iPhone 4S, que tuvo lugar el martes, el día antes de su muerte. Ya
en las últimas jornadas se había mostrado especialmente débil, incapaz de subir las
escaleras del interior de su casa. Las esperanzas abiertas con una reciciente combinación
 de medicinas se habían desvanecido. Al comienzo de la semana, Apple había advertido a
 la Policía de Palo Alto de que el desenlace estaba próximo, con el fin de que mantuviera
fuera del jardín de la casa a la multitud que pudiera llegar después de que se diera la noticia
 del fallecimiento.
En su plan de despedida, Jobs salió a comer a unos de sus restaurantes favoritos con el
médico Dean Ornish. También se reunió con John Doerr, empresario; Bill Campvell, de la
dirección de Apple, y Robert Iger, jefe ejecutivo de Disney.
Según «The New York Times», Ornish ha comentado que para Jobs «todo era vivir la vida
en sus propios términos, y no malgastar ni un momento con cosas que no creía importantes
. Era consciente de que su tiempo en la Tierra era limitado y quería controlar lo que hacía en
las elecciones que le quedaban».
Su esposa Laurene actuó de barrera para muchos que llamaban deseando decirle adiós.
 Empleó tiempo para estar con ella y con los tres hijos de ambos. «Los hijos son algo 10.000
veces mejor que cualquier otra cosa que nunca he hecho», le había confesado a Ornish.
Charla con su biógrafo
En ese tramo final también habló con Walter Isaacson, a quien había ya hecho muchas
confidencias para la biografía que se publicará el próximo 24 de octubre, un mes antes de lo
que incialmente se había programado.
Según Isaacson, cuando le preguntó a Jobs por qué alguien tan reservado en cuanto a su vida
 personal se había mostrado dispuesto a colaborar con la biografía, respondió: «Quiero que mis
 hijos me conozcan. No he estado ahí siempre para ellos y quiero que sepan qué he hecho y
entiendan el por qué».
A su familia deja una patrimonio que algunos medios de comunicación valoran en 6.500 millones
 de dólares (4.800 millones de euros), de los cuales dos tercios son en acciones de Disney (a raíz
 de la venta de Pixar) y 2.100 billones corresponden a su paquete accionarial de la compañía que dirigía.

Jobs era un hombre muy espiritual, y pertenecía a la escuela Zen del Budismo.. Foto: AP


No hay comentarios:

Publicar un comentario